Se nos fue el peruano parlanchín.

Print Friendly, PDF & Email

.

El sábado 21 de Agosto en horas de la mañana falleció Hugo Guerrero Marthineitz a causa de un paro cardíaco. Tenía 86 años y se encontraba internado en el Hospital de Clínicas.

Mi vieja siempre escuchó radio, era capaz de tener dos radios encendidas al mismo tiempo en la casa, una en la cocina y otra en su habitación, y no siempre con la misma emisora. Así fue que yo escuché mis primeras horas de radio y así fue como fui conociendo a varios de estos animales de radio que por aquellos años, los setenta, abundaban. La voz de Hugo Guerrero Marthineitz me cautivó desde un primer momento, su risa le hizo gracia a mi inocencia de pibe, pero pronto comprendí que no era sólo una risa peculiar, era una manera de ser y de mostrarse frente al mundo. Era la voz, la risa y los silencios de un tipo al que no le importaba acomodarse sino ser él mismo. Luego, ya de grande, no siempre estuve de acuerdo con su pensamiento, con la línea que él elegía e incluso con la forma en la que él razonaba, sin embargo siempre le voy a estar agradecido y le reconoceré por fomentar el análisis, la duda viva y no impostada del que busca, del que atesora y lucha por la verdad. Neruda definió al poeta como aquel pescador que se pesca así mismo… Hugo Guerrero Martineithz dijo hace poco: “Yo soy un loco de mierda que habla solo ante un micrófono. Fui y sigo siendo un mediocre que da examen todos los días”.

Que en paz descance.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *